Con el 95,66% por ciento de las mesas escrutadas, el postulante del Frente de Todos, Axel Kicillof, se convirtió hoy en el gobernador electo de la provincia de Buenos Aires al lograr un contundente triunfo con el 52,28% por ciento de los votos y terminar con el proyecto de reelección de la actual mandataria provincial, María Eugenia Vidal, quien cosechó el 38,39% de los sufragios y lo instó a encarar “una transición democrática, como corresponde”.

A las 23, Kicillof brindó un duro discurso en el escenario del búnker del Frente de Todos, desde donde celebró “triunfo categórico” de esa fuerza tanto a nivel nacional como provincial.

En ese marco, ante la militancia kirchnerista, cuestionó que se haya intentado gobernar “con marketing, publicidad y manejo de redes sociales”.

El actual diputado nacional adjudicó el triunfo a “la unidad del campo popular” y subrayó que “lo que ganó fue la política, una movilización popular, la solidaridad, y todo el esfuerzo que se hizo a lo largo y a lo ancho de la provincia de Buenos Aires”.

Poco antes de las 23, la saliente mandataria provincial había reconocido el triunfo de Kicillof en el búnker de Costa Salguero y lo había instado a encarar “una transición democrática, como corresponde”.

“Quiero felicitar a Axel Kicillof por la excelente elección en la provincia de Buenos Aires. Mi compromiso es con todos los bonaerenses, los que nos eligen y los que no”, había sostenido Vidal.

Y había agregado: “No elegí comprometerme con la Provincia por un cargo. El 10 de diciembre no se termina nada, empieza otra etapa, yo voy a seguir al lado de ustedes. Las urnas no matan los sueños, en todo caso nos dicen que este no es nuestro momento, que tenemos que mejorar, pero no matan lo que creemos, lo que pensamos, nuestros sueños, por eso voy a seguir estando ahí. Sigo creyendo en ustedes y lista para defender todo lo que defendimos estos años”.

“Ustedes nunca me dejaron sola. En todo caso, hoy Dios me dio un descanso para que recupere mis fuerzas. No me quiero ir de acá sin decirles que hemos dejado todo, lo mejor de nosotros”, había concluido.

Afectada por la crisis económica, la gobernadora bonaerense fracasó tiempo atrás en su intento por desdoblar los comicios de los nacionales, para tener más posibilidades de concretar la reelección a la que aspiraba.

En contraposición, el postulante del Frente de Todos se vio beneficiado por ese escenario electoral, tras haber obtenido el respaldo de los intendentes del Partido Justicialista bonaerense para postularse y representar al principal escenario de la oposición.

De esta manera, así como Kicillof sucederá a Vidal en la gobernación, la saliente intendenta de La Matanza, Verónica Magario, asumirá el 10 de diciembre al frente del Senado provincial en lugar del radical Daniel Salvador.

En tanto, el candidato de Consenso Federal, Eduardo ‘Bali’ Bucca, cosechó el 5,11%; su par del Frente de Izquierda-Unidad, Christian Castillo, 2,81%; y el del Frente Nos, Gustavo Álvarez, 1,39%.