En sesión extraordinaria, el Concejo Deliberante de Hurlingham aprobó una ordenanza que faculta al gobierno comunal al cultivo público y comunitario de plantas de Cannabis, cuyos derivados podrán ser destinados tanto para la investigación como para el tratamiento de personas.

La iniciativa fue presentada por la Asociación Civil Annanda Cultiva y hace que se implementen al sistema de salud de la Comuna los derivados del cannabis.

“Quiero celebrar esta sesión y el tratamiento de este dictamen, que es de los más importantes que hemos aprobado en los últimos años”, señaló el presidente del Frente de Todos, Adrián Eslaiman.

“Pretende ser una colaboración, pero también una acción concreta para el bienestar de nuestros vecinos”, afirmó, y agregó: “La comunidad, a partir de su dolor construye conocimiento, y para que estas cosas pasen estamos los representantes”.

Esta ordenanza crea el Consejo Consultivo del Cannabis Medicinal, el cual estará conformado por miembros del Departamento Ejecutivo y Legislativo, científicos y familiares de personas que precisan un tratamiento de este tipo.

El aceite de Cannabis podrá ser distribuido gratuitamente en centros sanitarios dependientes del Municipio con el control de dicho organismo.