Traían a coterráneos a la Argentina valiéndose de ofertas laborales engañosas y los obligaban a trabajar en talleres textiles clandestinos. Como resultado de un operativo llevado a cabo por la Policía Federal Argentina en la provincia de Buenos Aires, dos víctimas de trata de personas con fines de explotación laboral fueron rescatadas.

La investigación se inició gracias al testimonio de una mujer de 20 años que provenía de Bolivia y se acercó a personal policial apostado en la terminal de ómnibus de Liniers, en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. Allí, la joven le comentó a los efectivos que viajaba junto a un masculino, el cual le había propuesto un trabajo en este país y luego la había engañado, ya que le había retenido su documento y le había comentado que el trabajo consistía en ser operaria textil con extendidos horarios laborales y hospedaje en el mismo lugar de trabajo.

Tras la detención de este involucrado y en el marco de una causa judicial, los miembros de la fuerza que lidera Néstor Roncaglia comenzaron a realizar diversas tareas investigativas a los fines de determinar el funcionamiento de la organización delictiva.

Fue entonces que se efecuaron dos allanamientos en domicilios ubicados en la localidad bonaerense de Caseros, en el partido de Tres de Febrero. Culminadas estas acciones, los uniformados del Departamento Unidad Federal de Investigaciones Especiales de la Policía Federal Argentina lograron rescatar a dos personas que trabajaban en los mencionados talleres. Éstos se acogieron al Programa de Rescate y Acompañamiento de Víctimas Damnificadas por del Delito de Trata de Personas, dependiente del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos de la Nación.

Asimismo, cuatro responsables de los establecimientos -dos hombres y dos mujeres de nacionalidad boliviana- fueron apresados. Además se secuestraron dos notebooks y una computadora de escritorio, tres teléfonos celulares, 17 bultos con recortes de tela, 259 pantalones y documentación y elementos de interés para la causa.

“Trabajamos constantemente y en conjunto con otros organismos para erradicar este tipo de delitos. La lucha contra la trata de personas requiere que todos estemos del mismo lado”, aseguró la ministra Patricia Bullrich, luego de instruir políticas expresas a la Secretaría de Seguridad a cargo de Eugenio Burzaco.

Cabe destacar que el procedimiento contó además con la colaboración de funcionarios de la Dirección Nacional de Migraciones, de la AFIP y de la Municipalidad de Tres de Febrero.

Intervino en los hechos el Juzgado Federal en lo Criminal y Correccional 3, a cargo del doctor Daniel Rafecas, Secretaría 5 a cargo del doctor Marcos Tedin.