Ante una posible impugnación del cobro de la Tasa de Seguridad e Higiene a empresas, en el marco de una causa de la ex Esso -hoy Axion- contra la Municipalidad de Quilmes sobre la cual la Corte Suprema debe expedirse, Victorio Pirillo, secretario general del STMVL y secretario de Comunicación de la CGT, hizo público su “apoyo a la defensa esgrimida por todos los intendentes de la provincia de Buenos Aires, respecto de considerarla parte de la autonomía municipal y que en este caso configura el 35 por ciento de sus ingresos”.

“La necesidad de su defensa no es caprichosa, va mas allá de lo planteado por que surge de un contexto actual que requiere de la sensibilidad social para no innovar en cuestiones que ayudan a sobrellevar este duro presente por el que atraviesan los Estados municipales, que se ven afectados por el cierre de fabricas, pymes, morosidad o incobrabilidad por parte de los contribuyentes”, sostuvo el dirigente sindical en un comunicado.

“Su desafectación traería aparejada como consecuencia la expulsión y pérdida de empleo de 30 mil trabajadores municipales de toda la Provincia, como así también la imposibilidad de seguir garantizando el sistema hospitalario de salud, entre otros servicios esenciales que se brindan a la comunidad, dado que la misma representa el 35 por ciento de los ingresos producto de su aplicación”, agregó.

“Como trabajadores defendemos la autonomía de los municipios y el costo del servicio prestado por las comunas para mantener la seguridad e higiene de las estaciones de servicio en razón de la existencia de la Tasa Municipal y de su necesidad insoslayable de ser cobrada”, completó Victorio Pirillo.