En el marco del Día Internacional de la Mujer, Norma Egan, integrante de la primera camada de diputadas que ingresaron en la provincia de Buenos Aires en 1952, fue galardonada con el premio María Elena Walsh por su trabajo y lucha como impulsora en la incorporación de mujeres en la historia política argentina.

El acto estuvo encabezado por el presidente de la Cámara de Diputados, Manuel Mosca, junto con las diputadas Susana Lázzari y Andrea Bosco; y el diputado Javier Faroni.

Norma fue una de las quince primeras legisladoras de la provincia de Buenos Aires que asumió su mandato tras la sanción del voto femenino y la incorporación de las mujeres en la vida política en 1947.

Tras un emotivo encuentro entre los legisladores y la diputada mandato cumplido, Mosca explicó que “se trata de dar un testimonio simbólico de aporte, conquista y lucha como lo ha sido el caso de Norma, quien representó a las mujeres que finalmente accedieron a su derecho a votar y a ser elegidas”.

Además, destacó que “este reconocimiento sirve de inspiración a otras mujeres, es una reivindicación a la historia de Norma y nuestro pequeño aporte a una lucha tan noble”.

Al recibir la distinción Egan se mostró muy emocionada: “Este premio es un orgullo, María Elena Walsh era una maravillosa persona. Es muy lindo que las mujeres luchen y se las distinga, vayan siempre para adelante y nos representen”, remarcó.

Su hijo Víctor resaltó el honor que significa que por primera vez la Cámara de Diputados reconozca la labor de su madre. “Es una persona con grandes valores. Es el cierre de una vida de trabajo realmente recompensada”, definió.

Por su parte, la diputada Susana Lazzari valoró los consejos que Norma les dio en el marco de la entrega. “Ha sido un verdadero honor escucharla y compartir con ella el Día de la Mujer”, expresó.

Por último, Andrea Bosco resaltó: “Se trata de una mujer que nos abrió camino, ocupó un lugar que hoy ocupamos otras y eso es realmente muy importante para todas las mujeres”.

Norma Beatriz Egan O’ Donnell nació el 18 de septiembre de 1925 en San Antonio de Areco. Fue subdelegada del Partido Peronista Femenino y asumió en 1952 como una de las 15 primeras diputadas en la provincia de Buenos Aires luego de la sanción del voto femenino.