El ministro de Seguridad de la provincia de Buenos Aires, Cristian Ritondo, visitó hoy la ciudad de Quilmes donde inauguró una nueva sede de la Unidad Táctica de Operaciones Inmediatas y entregó 36 móviles para el Comando de Patrullas.

“Para nuestra gestión es muy importante la inversión y el trabajo en conjunto, que es lo que hacemos desde la Provincia con cada uno de los intendentes”, sostuvo el funcionario del Gabinete de María Eugenia Vidal en compañía del jefe comunal, Martiniano Molina; y el jefe de la Policía, comisario general Fabián Perroni.

“Estos móviles saldrán a la calle con el objetivo de fortalecer el trabajo en materia de prevención y la presencia policial, para llevarle más seguridad a los vecinos”, explicó el ministro provincial.

Además, Ritondo recalcó la importancia de la nueva sede de la Unidad Táctica de Operaciones Inmediatas, ya que permitirá “ampliar la capacidad operativa y de desplazamiento de la fuerza en la zona sur del conurbano bonaerense”.

Actualmente, este equipo tiene asiento en Puente 12, entre La Matanza y Ezeiza, y ahora contará con esta nueva instalación en Quilmes. Su función es la de intervenir con tareas de acción que sean inmediatas y efectivas.

La ceremonia se realizó en las instalaciones del flamante edificio, ubicado sobre la avenida Calchaquí y 300 Bis de esta ciudad del sur del conurbano.

De la jornada participaron los funcionarios del Ministerio de Seguridad, Ignacio Parera, subsecretario de Coordinación y Logística Operativa; y Vicente Ventura Barreiro, subsecretario de Planificación, Gestión y Evaluación, entre otras autoridades municipales y jefes policiales.