24 julio, 2024

Máxima tensión en terrenos de Ciudad Evita: Vecinos denuncian estafa y amenazas de grupos de choque que se instalaron en el lugar

Facebook
X
WhatsApp
Telegram

Una estafa recurrente en el conurbano, la venta de terrenos pertenecientes al Estado. Vecinos que le compraron lotes a una mujer, hoy viven una pesadilla, con la amenaza latente de un grupo de supuestos okupas quienes también aseguran haber adquirido las tierras. “Nos amenazan que vamos a terminar todos muertos como ya pasó en González Catán”, advierten.

Abril, una de las damnificadas, cuenta que junto a 50 familias adquirieron en 2022 distintos terrenos pagando sumas en dólares a Andrea Pulido. El predio se ubica en la calle Las Orquídeas y El Pindo, y tiempo después de comenzar a edificar, los vecinos fueron informados que el predio pertenecía al Instituto de la Vivienda de la Ciudad de Buenos Aires.

A pesar que muchas de las familias contaban con la cesión de derechos, certificada por un escribano público de Morón, denuncian que la mujer los hostiga con amenazas y reclamos de más dinero para permitirles continuar con las construcciones.

La situación escaló cuando más de 100 personas, hombres y mujeres, liderados por una presunta puntera, ingresaron a la propiedad el 4 de junio último, portando según las denuncias, palos y armas de fuego.

Según los denunciantes, la misma mujer que se adjudica la propiedad de los terrenos le habría dado luz verde para el ingreso con el presunto de fin de convertirse en fuerzas de choque.

“Desde el 4 de junio vivimos una pesadilla en nuestras casas, con el aval de Andrea Pulido. Esgrimiendo papeles truchos dicen que también compraron los terrenos”, señala Abril, quien denuncia que todos los vecinos son acosados, y que la Policía, incluso con una orden de desalojo de los violentos, hace caso omiso de la situación.

“Nos cortaron las calles de entrada y salida, no podemos ingresar con vehículos porque no nos los permiten”, afirma la mujer, y habla de un ultimátum preocupante: “Nos amenazan que vamos a terminar todos muertos como ya pasó en González Catán”, en referencia a la masacre ocurrida en enero en terrenos usurpados de esa localidad matancera.

La operatoria de estafa en recurrente en el lugar, según cuenta la denunciante. Los terrenos habrían sido vendidos en varias oportunidades, en su mayoría, a ciudadanos bolivianos. Para el fraude, siempre se contó con complicidades en distintas esferas de poder, asegura.

La causa recayó en la Unidad Funcional de Instrucción 1 de La Matanza, desde donde instaron a la comisaría de Ciudad Evita a actuar para proteger a las familias que viven en el lugar. Si bien se realizó un procedimiento con Infantería, horas después, todo volvió a foja cero, y el predio volvió a ser una total anarquía.

Ante la preocupante situación, con amenazas constantes por parte de bandas delictivas, los representantes de los vecinos damnificados instaron al Ministerio de Seguridad de la Nación a intervenir con fuerzas federales; lo mismo con la Policía de la Ciudad, ya que los terrenos pertenecen al Estado porteño.

“Siguieron a una nena de 12 años que venía del colegio y la quisieron acorralar en una esquina”, por lo que se dispuso una consigna policial. “Arman carpas alrededor de los terrenos vendidos, y nosotros miramos sin poder hacer nada, con miedo a que nos peguen un tiro”, exclamó la mujer.

Envianos tus noticias!

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *