Morón

Otra fiesta callejera que termina con incidentes: La policía de Kicillof debió huir

A diferencia del botellón callejero que tuvo lugar este fin de semana en San Martín, los policías de Morón sí acudieron al llamado de los vecinos del barrio Belgrano por una fiesta que se prolongó durante toda la noche. Sin embargo, fueron recibidos a pedradas y botellazos, y se tuvieron que ir.

Sin capacitación ni elementos suficientes, el gobierno de la provincia de Buenos Aires no brinda protección ni a sus ciudadanos, como tampoco a su cuerpo policial, que este domingo por la madrugada debió escapar ante los ataques de un grupo de vándalos que ocasionaron caos durante toda la noche en Morón Sur.

Un grupo de unos 70 jóvenes se congregaron en un domicilio de la calle Santo Domingo al 1600. Hubo musica, gritos y peleas durante toda la noche, según denuncian los vecinos, que llamaron al 911 solicitando la intervención del Estado.

Cuando llegó un móvil de la comisaría cuarta, ubicada a 5 cuadras del lugar, los asistentes atacaron al movil y a los agentes, que intentaron repeler la agresión con balas de goma. Pero al superarlos en número, debieron retroceder e irse, permitiendo a los violentos escapar del lugar.

This site is protected by wp-copyrightpro.com