San Martín

Ariel Avveduto dirigirá el futsal del club Social Lynch

El entrenador volverá a la dirección técnica tras coronarse campeón del mundo con Argentina en el mundial del año 2019 disputado en Misiones. Y para sorpresa de los equipos que lo tentaron, algunos de AFA, lo hará en el club Social Lynch, uno de los más importantes de San Martín.

Ariel Avveduto explica por qué eligió al Social Lynch, club de 101 años de historia, de los más antiguos de San Martín: “Para mí no es tan importante el contexto, sino el contenido, volver a la esencia, al club de barrio y lo que representa en este contexto social me hace feliz. Saber quiénes somos, de dónde venimos y que representamos es el génesis de nuestro deporte y me enorgullece liderar esa representación”.

El entrenador es el máximo referente del Futsal Metropolitano, un entrenador al que lo moviliza mucho más que el resultado como objetivo: “El futsal y la formación deportiva como excusa para las personas es el eje central por el que decidí ser docente. Poner visible la importancia de nuestros clubes en esta realidad y que el Social siga siendo una herramienta para la construcción de agentes de cambio social”.

Además, la relación de Avveduto con los profes del club es especial. Federico Orga, entrenador del Baby Fútbol, y hasta esta semana que Ariel se puso al frente, de la Primera, lo invitó a las últimas dos pretemporadas para que perfeccionara el trabajo de sus jugadores. El técnico campeón del mundo conoce al joven plantel de Lynch, la pregunta es qué encontró durante los entrenamientos que inició la semana pasada en aquellos chicos que vio madurar y que han tenido experiencia en equipos de AFA y este año apostarán todo al club que los formó como jugadores y personas.

“El alto rendimiento -responde Ariel Avveduto – requiere de un paso previo que tiene que ver con poner valor a lo que realmente tiene valor y esto no es más que educar a través de los valores…”. Y completa: “Me ilusiona poder desarrollar todo el talento que hoy tiene el club y no solo desarrollarlos en deportistas de élite, sino con una mirada mucho más abarcativa e integral, donde estos chicos se conviertan en una fuente de inspiración para las siguientes generaciones. Y generar una cadena virtuosa de generaciones llenas de sentido de identidad, pertenencia y valores asociados a poder cambiar nuestra realidad”.

¿Cuál es el objetivo en la División Élite del Futsal Metropolitano? “También buscamos el rendimiento, claro, pero el éxito de este rendimiento solo será posible si logramos comprometernos y emocionarnos con el viaje que hoy comenzamos a transitar…”, expresa el deportista.

El capítulo emocionante en la relación Ariel Avveduto-Social Lynch

Sucedió una noche de junio de 2019, tras el título mundial ganado en la final ante Brasil. Los entrenadores del Social le prepararon una sorpresa: Lo invitaron al club para conversar y cenar, y en cambio lo recibieron con el gimnasio lleno de pibes que gritaban desde la tribuna “dale campeón, dale campeón”. Había que verle la cara a Ariel, a los profes, y a los pibes del baby y del futsal.

El hecho del año pasado que volvió a unir los caminos de Avveduto con el Social fue el pase a Europa de Luciano Gauna, joven de 20 años al que Pinocho -club más ganador de AFA- se llevó a jugar un año y fue convocado a la selección. El Social Lynch no recibió ningún dinero por su fichaje en el Peñiscola de España -no existe aún norma por derechos de formación- y el entrenador realizó un posteo en sus redes reclamando respeto a los formadores de Gauna, quien está considerado el decimo quinto jugador de menos de 20 años mejor del mundo.

“Quiero agradecer al club -cierra Ariel Avveduto- y sus dirigentes por la confianza depositada y bienvenidos al sueño de todos”. El sueño en Villa Lynch recién empieza.

This site is protected by wp-copyrightpro.com