Dos delincuentes fueron fuertemente golpeados en la noche del jueves en el barrio Los Paraguayos de la localidad de Sol y Verde. Fue una turba enardecida la que hizo justicia por mano propia luego de los delincuentes le robaron a una chica. No los mataron.

La falta de Estado en José C. Paz no solo se ve en la ausencia de servicios esenciales para la vida humana, si no también en la total anarquía que lleva a los vecinos a ejercer la justicia por mano propia dejando casi en la agonía a malvivientes, incluso ante la mirada de la Policía, señalan.

Los dos delincuentes que fueron brutalmente golpeados en Sol y Verde este jueves fueron trasladados malheridos a la comisaría primera de José C. Paz, luego de que los vecinos se desquitaron en una andanada de violencia por largo rato.
“Nunca los llevaron a un hospital ni nada, ni les dejan ver a la mamá”, indican en un audio garantistas que defienden a los delincuentes.

Los linchamientos son cosa de todos los días en José C. Paz, a veces erróneos como sucedió hace un año cuando un vendedor ambulante fue acusado por una mujer de haberle robado a su hija. Tras la fuerte golpiza recibida, se supo que era el padre de la criatura.