El intendente Julio Zamora recorrió el centro de la ciudad, donde dialogó con vecinos y comerciantes locales. Librería y kiosco, entre los rubros que recibieron su certificado definitivo.

El Municipio de Tigre entregó habilitaciones a distintos negocios de la localidad de Benavídez, durante una jornada en la que el intendente Julio Zamora recorrió el centro de la ciudad y dialogó con comerciantes y vecinos.

“En un contexto de crisis como la que atraviesa hoy toda la Argentina, el rol de los gobiernos locales es el de ser facilitador para que los emprendedores puedan desarrollar su actividad y generar empleo en cada localidad”, sostuvo el jefe comunal.

Zamora visitó el centro comercial de Benavídez, donde aprovechó para dialogar con los vecinos y comerciantes locales, quienes transmitieron sus preocupaciones en torno al consumo y la situación económica de crisis que vive el país.

El kiosco “Olitas” y la librería “Purpurina” recibieron sus respectivos certificados de habilitación definitiva, que constatan que poseen todas las condiciones de seguridad e higiene que les permiten abocarse al rubro al cual se dedican.

La habilitación es un trámite ágil, necesario y simple, con asesoramiento personalizado. En la página web del Municipio se encuentran disponibles los planos de zonificación y las correspondientes planillas de usos, que indican los rubros permitidos en cada zona. Todos los locales comerciales deben exhibir el certificado de habilitación que la Comuna otorga una vez concluido el trámite.

Estuvieron presentes durante la recorrida el secretario de Servicios Públicos, Pedro Heyde; el subsecretario de Programación Tributaria, Javier Bosch; y el delegado de Benavidez Norte, Ernesto Kloster.