Se realizó un estudio basado en 850 casos para evaluar la situación social en el distrito, teniendo en cuenta lo que sucede en el país. Estuvo a cargo del Centro de Estudios Metropolitanos.

El Centro de Estudios Metropolitanos presentó los resultados del quinto monitor del clima social de este año, para medir la situación social que viven los habitantes de Malvinas Argentinas, comparado con otros distritos cercanos y a nivel nacional. La presentación se realizó en la sala de reuniones del Honorable Concejo Deliberante.

Matías Barroetaveña, director del Centro de Estudios Metropolitanos, quien estuvo a cargo de la exposición, explicó: “Esta es una herramienta que se viene utilizando hace dos años y es un termómetro de la situación social en el Gran Buenos Aires. En este caso y por un pedido del intendente Leo Nardini, hicimos una medición en el distrito de Malvinas Argentinas”.

A través de entrevistas telefónicas se encuestó a 850 malvinenses sobre temas tales como las tarifas de luz y gas, el salario, la situación económica del país y la propia, la cantidad de productos que compra, el hambre, el trabajo, entre otras cosas.

“Vemos que hay una situación económica preocupante y al consultar a los vecinos de Malvinas, los resultados son bastante negativos. Más del 66% tuvo que reducir el consumo, el 51% tuvo que reducir la porción de alimentos y el 35% dijo que tuvo hambre en el último tiempo. Hay una fuerte preocupación por las tarifas, ya que el 30% dice que es imposible pagarlas con su salario, y el 66% dice que su salario no le alcanza para llegar a fin de mes. Además, 7 de cada 10 creen que la situación es mala y hay una repercusión muy fuerte en su vida cotidiana, donde se ve amenazado el trabajo. Cerca del 50% cree que tiene riesgo de perderlo”, aseguró.

Las preguntas se basaron en lo que sucede a nivel nacional. Así lo remarcó el representante del Centro de Estudios Metropolitanos: “Esto no lo hacemos para señalar que hay datos negativos sino que creemos que son imprescindibles a la hora de tomar decisiones políticas. El intendente recorre día a día el distrito y sabe cuál es su realidad. Esta herramienta suma para informar a otros sectores políticos que intentan marcar otra cosa, cuando el día a día demuestra que la situación es preocupante”.

“La región metropolitana es muy desigual, con problemáticas. Creemos que es importante desde los sectores académicos poder brindar herramientas para que la política se siente en una mesa y plantee estas discusiones. Es hora de que la política tenga un abordaje metropolitano y ayude a mejorar la calidad de vida de los habitantes”, finalizó.

El Centro de Estudios Metropolitanos es una alianza entre la Universidad Nacional de Hurlingham, la Universidad Nacional Arturo Jauretche y la Universidad Metropolitana para la Educación y el Trabajo.