La línea Urquiza opera con demoras y servicio con trasbordo este jueves luego de que una formación descarriló a la altura de la estación Martín Coronado.

El descalce ocurrió cerca de las 8:30 de la mañana con un servicio que se dirigía hacia General Lemos, en San Miguel.

Después de media hora de espera, los pasajeros debieron ser evacuados, insólitamente, por una sola puerta habilitada para tal fin.

Desde hace semanas, el servicio de la línea Urquiza se presta de manera ineficiente, con colapso de pasajeros durante las horas pico y suspensión de servicios. El material rodante es obsoleto, tiene más de 60 años y no cuenta con ninguna medida de seguridad frente problemas técnicos o errores humanos.