El raid de choques tuvo lugar anoche en el centro de Hurlingham cuando, alcoholizado, el conductor de un Volkswagen Gol impactó primero con un Audi, y posteriormente, a pocas cuadras, con un Volkswagen Surán.

El primer impacto se dio sobre avenida Roca, zona de movida nocturna. Tras el choque, el conductor del Gol escapó a alta velocidad por avenida Jauretche perseguido por el Audi. El resultado de esa imprudencia fue un nuevo y más violento impacto en la intersección de Vergara y Manuel Ocampo.

El saldo fue de cinco personas lesionadas, las que fueron trasladadas por el servicio de emeregencias al Hospital San Bernardino de Siena.

La alcoholemia al conductor del Gol, un joven de unos 22 años, arrojó un saldo de 0,7 gramos por litro de sangre, cuando el máximo es 0,5, por lo que quedó a disposición de la Justicia.