El jefe comunal de Tres de Febrero, Diego Valenzuela, es el primer intendente que se suma a la medida anunciada por el presidente Mauricio Macri el último lunes, según la cual no podrán ser designados en ninguna dependencia de la administración pública nacional familiares de ministros del gobierno central.

El decreto, con fecha 30 de enero, establece “que no podrán formar parte de la planta política del Municipio, cualquiera fuera la modalidad de su contratación, los familiares hasta el segundo grado de consanguinidad o afinidad de los Secretarios del Departamento Ejecutivo” y los del propio intendente.  Regirá a partir del 1 de marzo.

Sobre esta iniciativa, el intendente expresó: “Nos sumamos con orgullo y responsabilidad a esta medida porque dar este tipo de ejemplos fortalece la transparencia, evita privilegios y consolida estado local más fuerte, moderno y con respuestas efectivas a los vecinos”.

Esta medida se suma a otra decidida por Diego Valenzuela a fines del año pasado, cuando redujo el organigrama político en un 22 por ciento, un total de 20 cargos sobre 96. “Un gobierno es un área de servicios, no un lugar para contener a los amigos de la política o los familiares. La idea fue reorganizar el equipo para ser más eficientes, gastar menos y hacer más”, afirmó en esa oportunidad el jefe comunal de Tres de Febrero.