El chico de 17 años intercedió en medio de una violenta pelea. Lo detuvieron pocas horas después.

Una discusión de pareja terminó de una manera sangrienta en la localidad bonaerense de Mariano Acosta, partido de Merlo, cuando un adolescente de 17 años salió en defensa de su mamá y asesinó a puñaladas a su padrastro. El chico fue detenido poco después, tras un operativo cerrojo de la Policía en el barrio.

El hecho se produjo frente a la casa ubicada en la esquina de Empedrado y Quinto Bocayuva. En la vereda, el joven alcanzó a Marcos Adrián Martínez, de 43 años. Después de ver cómo el hombre le pegaba a su madre tomó un cuchillo y salió detrás de él.

Lo acuchilló dos veces y lo mató casi en el acto, según indicó el diario Crónica. Descartó el arma dentro de la vivienda y pretendió escapar, pero no llegó muy lejos. La declaración de los testigos y el operativo desplegado por la policía terminó con su detención ese mismo día.

El joven quedó alojado en la comisaría de la zona, donde se le abrió una causa por “homicidio”. Mientras tanto, los investigadores buscan conocer si existían denuncias previas por violencia de género de la mujer contra el fallecido.