El jefe comunal de San Isidro se sinceró y reconoció que le molesta que ciudadanos de otros distritos del conurbano utilicen el sistema de salud del Municipio. Fue en el marco de una entrevista con el diario La Nación.

No es la primera vez que el intendente de San Isidro, Gustavo Posse, habla de más. Hace algún tiempo, en el marco de una apertura de sesiones del Concejo Deliberante, había asegurado que en las trágicas inundaciones de la ciudad de La Plata la cifra de muertos verdadera era superior a la declarada oficialmente. Sus dichos le generaron varios idas y vueltas judiciales.

Ahora, otra vez se fue de boca, o bien, se sinceró. En una entrevista con el diario La Nación, el alcalde de Cambiemos aseveró que “medio te hincha las pelotas tener que atender los pacientes de todos esos distritos” en el sistema de salud de San Isidro.

El contexto de la declaración es un cuestionamiento de Posse a la gestión de Sergio Massa en Tigre, puntualmente, a la decisión de colocar palmeras en lugar de atender otras necesidades del partido.

“Imaginás que si hubiese sido el tema de las cosas con sentido electoral, hubiésemos arreglado con María Eugenia (Vidal) y hubiésemos llenado de palmeras los boulevares”, señaló el intendente de San Isidro. Y ante la pregunta del cronista por una suerte de clásico con Tigre, agregó: “Y… Medio te hincha las pelotas tener que atender los pacientes de todos esos distritos por unas palmeras. Me gusta ayudar, pero me gusta que haya equidad política y electoral”.

“También podríamos haber hecho esas boludeces, sin embargo se tomó la decisión de hacer una obra de gestión dura que es lo que la gente necesita para que acá vengan chicos de todos lados”, completó Gustavo Posse, tal vez reconociendo que había metido la pata.