El espacio, que está siendo investigado por la Justicia Federal, no contaba con habilitación e incumplía medidas de seguridad.

En el marco de los operativos de control en comercios, locales y espacios de la ciudad, el Municipio de San Martín clausuró la Policlínica Privada Uriburu -ubicada en Alicia Moreau de Justo 977, Villa Lynch- por falta de habilitación e incumplimiento de las medidas de seguridad.
En ese sentido, la institución incumplía los requerimientos solicitados por el Ministerio de Salud de la provincia de Buenos Aires para su funcionamiento, y la posterior revalidación municipal.

En un primer operativo, el 7 de febrero, los agentes municipales de la Secretaría de Economía y Hacienda constataron que la entidad no contaba con las habilitaciones provinciales y municipales, por lo que se labró el acta de infracción 125974, y se dio intervención al Juzgado de Faltas municipal.

Luego, se programó una audiencia el 14 de marzo para que el imputado pueda formular su defensa; y el 12 de abril, el Juzgado de Faltas encontró culpable a la Policlínica Privada Uriburu por falta de habilitación y le impuso una multa de 7470 pesos.

El 16 de agosto, se procedió a una reinspección solicitada por el Juzgado de Faltas local, donde se pudo verificar nuevamente la falta de habilitación de la institución y se registró en el acta de infracción 126448.

Finalmente, ayer se realizó la clausura del establecimiento por no contar con la habilitación municipal y el plano de prevención contra incendios. Dicho operativo consta en el acta de infracción 125250, elevado al Tribunal de Faltas 2, a cargo del doctor Alejandro Sengiali.

La institución está bajo investigación del Juzgado Federal  5, a cargo de Marcelo Martínez de Giorgi.